Conflicto en la Frontera Colombia-Venezuela

Declaración a la Prensa
John Kirby
Vocero del Departamento de Estado
Washington, DC

El Departamento de Estado señala su continua preocupación por la situación en la frontera entre Colombia y Venezuela.

El Departamento apoya los esfuerzos de Colombia y Venezuela para resolver el conflicto diplomáticamente y agradece iniciativas para abordar la situación en un foro multilateral apropiado. Estamos dispuestos a trabajar con ambos países y otros socios regionales para encontrar una solución pacífica, humana y duradera.

Al hacerlo , instamos a que se preste especial atención al empeoramiento de la situación humanitaria en la frontera. Respetamos la importancia de fronteras seguras y la migración segura y ordenada. Sin embargo también creemos que las deportaciones deben realizarse de conformidad con la ley internacional, respetando los derechos humanos de todos los involucrados y en coordinación con el país que los recibe. También creemos que los refugiados con problemas de protección reconocidos no deben ser deportados.

Finalmente resaltamos la importancia de cumplir con las necesidades inmediatas de aquellos deportados o desplazados. Continuaremos trabajando con el gobierno de Colombia, la comunidad internacional y la sociedad civil para asegurar el bienestar de aquellos individuos y familias.